Esas Cosas Chiquititas que Salpican Nuestros Caminos…

Buenos días a todos…

Hoy Sigh y yo hemos dado uno de nuestros paseos…Por el pueblo, por los caminos de siempre, por nuestro bosquecillo particular…

Vamos a estar unos días fuera de cobertura así que, tras sopesarlo entre las dos, hemos decidido volver a prestar atención a “esas cosas chiquititas que salpican nuestros caminos..”

Yo he cogido una manzana, y Sigh un palo, y nos hemos marchado al río, a la aventura…

Lo primero que hemos encontrado ha sido multitud de zapatones…

Estaban todos revolucionados…Tal vez adivinan que se acerca el mal tiempo…

O acaso intentaban alejarse de la ranita de San Antonio…?

Nunca lo sabremos, porque no nos contestaron….Pero más adelante hemos encontrado la posible solución…Alguien esperaba a alguien…Sólo podría tratarse de la Princesa del Bosque…

La manzana no parecía envenada…Pero vimos más peligros para la Princesa por los alrededores, así que dejamos una nota de aviso..¡Ojo con los pinchos!

Por fin llegamos al río…Fresco, limpio, transparente…Ningún caballero de reluciente armadura por los alrededores…Tan sólo Sigh y yo…

Cuando  decidimos volver, una bella flor llamó nuestra atención…Y parece ser que no sólo a nosotros! 😉

Bueno…Al fin y al cabo, hay que comer…¿no?

Sigh me miró, y yo la miré…Sigh se lamió con pesar..Y mi estómago ´se quejó en un largo lamento…Así que decidimos que era hora de volver….

Sigh se acomodó en el jardín…Bye bye….

…Y yo en la cocina…..Bye bye…..

¡Nos vemos en 15 días!